31 may. 2009

Histeria Colectiva

Por: Luis Alejandro Ahedo
Adianés De Jesús
Margarita Ramírez
Introducción

Dada la gran incertidumbre acerca de la existencia o no del virus H1N1 (o de origen porcino), un grupo de compañeros hemos decidido recabar información de interés público, así como algunas precisiones que, consideramos, los medios masivos tradicionales mexicanos no están abordando de la forma adecuada.

Cabe resaltar que no pretendemos “inclinar la balanza hacia algún lado”, sino, pretendemos analizar y dar a conocer percepciones del tema, ya sea a favor o en contra pero sustentadas. No pretendemos sólo especular sino dar a conocer la información que, creemos, podría ayudar para que toda la población tenga un punto de vista justificado y no basado en sentimientos y presentimientos infundados.

Como lo habrán notado, hemos estado enviando masivamente a través de correo electrónico un boletín llamado “INFOPUERCO”, en el cual podrán encontrar información digerible, así como algunas precisiones que se han estado dando acerca de esta situación.

Desarrollo

Hasta el momento hemos venido observando todas las precisiones que los medios han dado con lo cual afirman la existencia del virus H1N1. Debemos resaltar la incredulidad o posible existencia del virus para crear un debate acerca de la veracidad de la noticia. Debido a tal posible debate, hemos decidido tomar el aspecto psicológico, ya que creemos podría explicar algunos casos de la posible epidemia, así como la viabilidad de un juego sucio por parte del gobierno mexicano y el vecino del Norte.

Es preciso resaltar que es la apertura a una posibilidad y no una afirmación. El objetivo de este escrito es simplemente agregar otros elementos que podrían servir al análisis de la realidad mexicana. En base a lo investigado, creemos que existe la gran posibilidad de una histeria colectiva, que confunda los síntomas reales de la epidemia con este padecimiento.

De acuerdo a Arturo Delgado Santos1, Licenciado en Psicología y Educación y columnista de opinión en el diario “El Porvenir” en su artículo Histeria Colectiva, nos explica que este malestar se trata de un fenómeno grupal o colectivo en donde los afectados generalmente son jóvenes, quienes desarrollan síntomas como mareo, vértigo, diarrea y alteraciones en la marcha, que no posee una explicación biológica demostrable, además de estar asociados a factores de estrés.

Para darle más sustentabilidad, el psicólogo hace alusión al caso de la Villa de las Niñas en el estado de México, donde 600 niñas participaron en un brote epidémico de estas características. Los síntomas principales fueron: dolores musculares, de cabeza, náuseas, vómito, fiebre y parálisis muscular. El brote inició en octubre de 2006 con una alumna; en noviembre, del mismo año, dos niñas más reportaron los mismos síntomas; en febrero del 2007, la cifra creció a doscientos y por último ascendió a la cifra de seiscientos.

En el diario argentino llamado “El clarín” en su sección de sociedad, agrega otro argumento que más adelante podría servirnos, dice lo siguiente:

La extraña "epidemia" que se conoció en la prensa con los testimonios de algunas afectadas y de cinco maestros que fueron despedidos, desaparece en cuanto las chicas salen del colegio, lo que generó acusaciones de maltrato contra las religiosas.

Como podemos observar el inicio de este fenómeno es a partir de un periodo de tensión denominado estrés. Entonces, en base a un artículo publicado por CNNexpansion.com, encontramos que existe una relación estrecha entre el estrés y la recesión económica. En el artículo citado, el gobierno estadounidense ofrece un kit de ayuda de rescate emocional por Internet, del cual la dirección electrónica es la siguiente:

http://www.samhsa.gov/economy/

Y es que de acuerdo a los estudios de la Administración de Servicios de Salud Mental y Abuso de Sustancias (SAMHSA, por sus siglas en inglés), encuentran que existe un riesgo grave de depresión clínica, ansiedad y comportamientos compulsivos como el juego, la comida en exceso y gastar más como consecuencia del estrés.

Por lo tanto, en base a esta explicación, creemos que no es de extrañarse que el fenómeno (posible) de histeria colectiva, tanto por los casos supuestamente probados del virus, se estén dando en la zona más impactada por la recesión: Norteamérica.

Otro punto por el cual creemos que pueda existir un brote de Histeria colectiva es que este malestar se propaga como una imitación entre semejantes dado por un contacto diario, tal y como lo señala el artículo sobre el caso mencionado en El Clarín. En base a los médicos del caso, la imitación se dio por parte de un paciente que no sufría la enfermedad a otro paciente que tenía un cuadro médico real. Tal vez, y con temor a equivocarnos, esto mismo se está presentando en el país, basados en que existe un bombardeo excesivo por parte de los medios de comunicación en cuestión de prevención o cualquier noticia relacionada al tema. Y es que el contacto consecuente con esta información podría generar en la memoria a mediano plazo una idea ajena que esté suplantando nuestro verdadero conocimiento o sentimiento llevándonos a esta imitación.

Aunado a este proceder de los medios, hay que tomar en cuenta que la imitación es ineludible, ya que Norteamérica observa en un promedio la televisión cerca de 4 horas 32 minutos7, sin aumentar el tiempo con otros medios como el Internet y radio, también que se cuentan con 5 amigos o personas con las cuales existe un contacto diario, sin contar que se puede pasar por nuestras redes familiares, haciendo de esto una posible relación cotidiana con 15 personas con las cuales la información se compone principalmente de conductas, temores y conocimientos que compartimos y que personas comunes imitan.

En este sentido, este comportamiento puede ser explicado desde una perspectiva psicológica, según la Teoría Ericksoniana8, “los problemas que tenemos son proporcionales a nuestros recursos internos para resolverlos”9, es decir, de acuerdo con esta teoría, nosotros no tendremos un problema más grande que nuestros propios recursos para irlo resolviendo.

Por otro lado, nos explica que hay determinados momentos de la conciencia humana que se enfoca a prestarle toda nuestra atención sólo a un fenómeno. En este caso, se puede aplicar a la atención prestada por la sociedad a la enfermedad, al grado de parar sus actividades comunes.

Otorgamos juicios de valor a objetos, procurándolos como símbolos de salvación, por ejemplo, realizamos una compra masiva de cubrebocas y medicinas, que nos prometen un escudo, ante el contacto con el otro, así como el realizar un paro de actividades enfocándonos en nuestro temor a la muerte, nada cuestionable, no afrontamos la realidad.

Para terminar, cabe señalar que antes de acabar este escrito, recibimos un correo electrónico nombrado “No dejes que el virus capte toda tu atención”, del cual el primer correo electrónico registrado es bonyrv@hotmail.com, y de éste, la aportación fue un video muy interesante que habla acerca de “la doctrina del shock”10 y que comparte algunos aspectos con el caso de la histeria.

Esta doctrina consiste en aprovechar un estado de shock a un individuo o sociedad, ocasionado principalmente por eventos que conlleven un trauma colectivo que perturban el comportamiento tales como una guerra, un golpe de Estado, un desastre natural. etc. Es decir, “aprovechar el momento después de la crisis de cualquier tipo para imponer las políticas más dolorosas”. De acuerdo a esta doctrina, el estado de shock persiste cuando no hay una ampliación de la información acerca de lo que está aconteciendo y sólo se queda en lo que todos suponen.

Y para terminar y por lo que realmente estamos haciendo este análisis de diversas fuentes y posibles escenarios, es porque no queremos quedarnos con la duda y con lo que todos dices, hay que cuestionarnos y tratar de ser más objetivos, y de nueva cuenta, NO basemos nuestras opiniones en sentimientos infundados y en suposiciones carentes de sentido. Estamos de acuerdo con Naomi Klein en esta afirmación:

LA INFORMACIÓN ES RESISTENCIA CONTRA EL SHOCK
ARMÉMONOS

Fuentes electrónicas:
http://www.elporvenir.com.mx/notas.asp?nota_id=126344
http://www.clarin.com/diario/2007/04/10/sociedad/s-02803.html
http://www.cnnexpansion.com/economia-insolita/2009/03/31/eu-ofrece-rescate-emocional-en-la-web
http://www.molwick.com/es/memoria/133-memoria-corto-plazo.html
http://www.nuestratele.tv/content/mundo-vio-minuto-mas-television-2008
http://www.psicoterapiaintegra.com.ar/terapia_eriksoniana.php
http://www.centroliber.com/Images/psicologia/25.
_Boletin_Semanal_Liber_19_de_Ene_09_Hipnosis_Ericksoniana_una_opci%C3%B3n_de_terapia_breve.pdf
http://www.youtube.com/watch?v=_nNJM0kKrDQ

No hay comentarios: