25 ene. 2012

Candidatos del PAN rumbo a 2012


Se intentará, en este artículo, contestar a la pregunta: ¿quién será el candidato a la Presidencia de la República por parte del Partido Acción Nacional? Un análisis y ponderación entre el ser y el deber ser.

¿Cuáles son las ventajas y desventajas entre unos y otros?, ¿quién posee más fortalezas y menos debilidades? ¿quién debería ser el elegido?

La tendencia histórica indica que el PAN es el partido político natural para la segunda posición, desde su formación en 1939 como oposición hasta su arribo al poder político en 2000 al Ejecutivo Federal.

Ganaron sus primeras diputación federal en 1946 (Miguel Ramírez Murguía); presidencia municipal en 1947 (Manuel Torres Serranía); gubernatura en 1989 (Ernesto Ruffo Appel); senaduría en 1991 (Héctor Terán Terán); delegación en 1994 (Esperanza Gómez Mont); y presidencia en 2000 (Vicente Fox Quezada).

Casi siempre a la sombra del Partido Revolucionario Institucional (PRI) intentando dominar la posición central del Sistema Político Mexicano: La Presidencia. Hasta que finalmente lo logró.

Después de 2 sexenios controlando la Administración Pública Federal se ve llegar al PRI, quien supo jugar como oposición y aprendió a usar la crítica, a la silla presidencial debido a que el PAN ha tenido fallas en cuestiones de seguridad pública, economía y empleo, principalmente.

En una posición raquítica se preparan para no disminuir sus niveles de votación y, si bien no ganar la Presidencia, sí obtener una buena cantidad de los 628 puestos políticos en el Congreso de la Unión.

Las elecciones presidenciales se caracterizan por el bonus extra que otorga el candidato para atraer a votantes, o en su defecto, aleja electores, ya que en la campaña del partido son pieza central, no se basa únicamente en la estructura sino en lo carismático que pueda ser.

Las opciones del PAN son:
  • Josefina Vázquez Mota quien tiene asegurado el apoyo de 23 presidentes estatales y 108 diputados federales del PAN, también algunos apoyos de la Administración Pública Centralizada, de la cual fue Secretaria de Desarrollo Social (2000-2006) y Secretaria de Educación Pública (2006-2009), así, a pesar de pertencer al selecto grupo del Presidente Felipe Calderón Hinojosa se ha distanciado en los últimos meses. Además, las casas encuestadoras la ponen como puntera, se piensa que su condición de mujer la hará acreedora a un plus en los comicios, ¿será?
  • Ernesto Cordero Arroyo a quien se le considera el candidato oficial del Presidente, no cuenta con mucho apoyo dentro del partido político y mucho menos fuera de él. Fue Secretario de Hacienda y Crédito Público (2009-2011) y Secretario de Desarrollo Social (2008-2009), es parte del grupo íntimo de Felipe Calderón. En las encuestas se encuentra muy por debajo del conocimiento entre electores comunes.
  • Santiago Creel Miranda quien se podría considerar antagonista a los doctrinarios y calderonistas, representa un oportunidad diferente debido a que es rival de esos grupos. Fue Secretario de Gobernación (2000-2005), tiene fuerza en una parte del partido pero problemas con la televisora Televisa por apoyar la revisión de las reformas a la Ley Federal de Radio y Televisión, llamada Ley Televisa, lo que ocasionaría un fuerte obstáculo entre la Presidencia, el PAN y la televisora. Desde 2006 fue el panista mejor posicionado para la candidatura, pero poco a poco, según encuestas, ha sido desplazado por Vázquez.

Al parecer el equipo calderonista se dividió, por un lado fomentó la distancia sana entre Vázquez y Calderón para evitar que se pudiera comparar la gestión del actual mandatario con su posible sucesora, aparentemente podrán negar que provengan del mismo equipo pero el bando de la pre candidata muestra otra cosa.

Su publicista es Antonio Solá Reche quien fue autor intelectual del descrédito mediático de Andrés Manuel López Obrador en 2006. Sus operadores políticos son Jorge Ramos Hernández, ex alcalde de Tijuana cercano a Francisco Blake, Jorge Manzanera Quintana, ex operador electoral de Calderón, Juan Carlos Martínez, ex presidente de Acción Juvenil, y Laura Suárez, diputada federal quien apoyaba a Cocoa por Michoacán. Algunos comenzaron apoyando a Cordero pero terminaron en la campaña de Vázquez.

Así, debilitaron a la oposición (Creel), y al final los calderonistas volverá a tener la oportunidad de la Presidencia de la República, aunque difícilmente ganarán.

El que una mujer pueda levantar a un partido resulta falso si lo analizamos en relación a Marta Elena García en Nayarit, Adriana Dávila en Tlaxcala, Xóchitl Gálvez en Hidalgo y Luis María Calderón en Michoacán quienes han perdido sus elecciones, por ello, no es un obstáculo ser mujer pero tampoco un plus.

El candidato más cercano al centro, Creel, tiene problemas con Televisa quien lo bloqueo en 2008 durante los debates en el Senado de la República por las posibles Reformas al sector energético, incluso se ha pensado que las encuestadoras lo han bloqueado para que no alcance la candidatura.

No queda más que esperar el 5 de febrero en que los candidatos pondrán a funcionar su maquinaría electoral para atraer 1 millón 800 mil votos de afiliados panistas.

La opción balanceada sería Josefina Vázquez Mota que tiene bases a su disposición, estructura y puede ser apoyada por grupos económico-empresariales, pero es cuestión de tiempo para que los electores se den cuenta que el Presidente está detrás.

José Angel Ramírez
25 de enero de 2012

23 ene. 2012

El PAN entre el conflicto y la negociación


Una organización define su fuerza en relación a la cantidad-capacidad de recursos humanos y monetarios, así, debe existir homogeneidad de los objetivos, metas y medios para que la organización se fortalezca ya que sus esfuerzos se concentrarán en un sólo sentido aprovechando la energía.

En caso de ser una organización hetereogénea tiende a desperdicir energía e inicitar rupturas, lo que lleva a tener una serie de impedimentos en el seno de la entidad, en lugar de obtener un obstáculo común.

¿Cómo saber si un partido político tiene rupturas o no? Se puede saber en 3 momentos:
  • Uno, cantidad de pre candidatos a puesto político, el número refleja la cantidad de grupos en disputa.
  • Dos, negociación de la elección del candidato, pueden existir protestas, reclamos. e incluso, separaciones del partido.
  • Tres, operación de grupos a otros candidatos y/o partidos, mermando la maquinaría electoral.

Los grupos políticos al interior del Partido Acción Nacional (PAN) comenzaron la disputa por la Presidencia de la República con 7 aspirantes:

Javier Lozano Alarcón, Heriberto Félix Guerra, Santiago Creel Miranda, Josefina Vázquez Mota, Emilio González Márquez, Ernesto Cordero Arroyo y Alonso Lujambio Irazábal.
A pesar de ser un partido homogéneo que se suele dividir sólo entre doctrinarios y liberales, unos de vieja alcurnia y otros outsider, respectivamente, ha sufrido diversas rupturas importantes en el proceso electoral hacia el 2012, lo que podría poner en peligro su fortaleza.

De los conservadores y liberales se desprendió el grupo de Felipe Calderón que tiene a gente de confianza peleando por la candidatura para la Presidencia por el partido como lo son Cordero, Lozano, Félix y Vázquez.

El grupo ha sido la piedra en el zapato porque ha divido al partido desde que ganaron la Presidencia en 2006, ya que han querido imponer candidatos para gubernaturas y diputaciones locales y federales en detrimento de otros panistas.

Por ejemplo, en octubre de 2011, la Comisión Nacional de Elecciones informó que el 50% de las diputaciones federales y candidaturas de senaduría en 24 entidades serían por asignación del partido para 2012, lo que causó protestas en contra de la cúpula panista.

En las elecciones federales intermedias de 2009, se perdieron varios puestos políticos por “dedazos”, ya que los candidatos no reunían las condiciones suficientes para mantener o aumentar los niveles de votación de 2006.

Por otro lado, la pésima situación económica, social y política del país durante 12 años de liderazgo del PAN en el gobierno federal (2000-2012) ha causado una percepción de incapacidad para gobernar, lo que podría traducirse en menos votos.

Así, el grupo lidereado por el presidente Felipe Calderón Hinojosa pretende crear un PAN-Gobierno que lo protega a su salida de Los Pinos, pero su raquítica estrategia llevará al partido a perder posiciones, puntos porcentuales y percepción positiva entre los ciudadanos de quedar un colaborador cercano.

Hoy sólo quedan 3 candidatos del PAN al Ejecutivo Federal (Vázquez Mota, Creel Miranda y Cordero Arroyo), cada uno prepara su ejército para el 5 de febrero, día en que aproximadamente 1 millón 800 mil afiliados activos o adherentes saldrán a votar por el candidato del partido a la Presidencia de la República.

José Angel Ramírez
23 de enero de 2011

4 ene. 2012

¿Cómo se construyen las políticas? Apuntes teóricos (III y última)

Actores-Políticas

La Política es como un reloj: la maquinaria y mecanismo es el Estado; la energía que hace correr la maquinaria en cierta forma es la relación política; y el poder ver la hora es la acción política.

La manera en que vemos la hora depende de la maquinaria y ésta de la energía. La política (relación) define la estructura estatal, según los flujos de fuerza, influencia y presión se modificará, de tal manera que las políticas las definen los actores políticos-sociales capaces de influir en la estructura política y en sus decisiones, obligar a lo administrativo a crear una acción según objetivos del grupo.

El centro de poder político es la representación abstracta de lo que se llamara Estado, así, regulara un territorio y población en beneficio de una clase dominante o un grupo de poder dominante. A esta alianza de la clase dominante se le llamara hegemonía, la cual dictara parte de la dirección del Estado. También habrá otra fuerza que vendrá de la población se llamara movimiento social o subalternidad, así el Estado no sólo será un medio de coerción, persuasión y espacio de disputa entre las élites, también el espacio de lucha entre los “de arriba” y los “de abajo”.

La Ciencia Política ha caido en dos problemas buscando su autonomía, explicar la política a partir de la economía (economicismo) (Poulantzas, 1969: 1-30) y por la misma política (análisis normativo). Primero, en todo fenómeno político tiene un trasfondo, así que la economía lo determina; segundo, acepta la existencia de lo meramente político y cierra la puerta para el análisis de factores con incidencia política.

La influencia y poder que tengan grupos sociales y de poder sobre las estructuras e instituciones políticas es en relación con el tipo de Estado porque ésta definirá la autonomía relativa (Poulantzas, 1991: 187-197) del funcionariado público, a mayor totalitarismo o autoritarismo los grupos de poder se apoderarán de los elementos políticos y administrativos mediante la fuerza y cerrarán la Hegemonía porque buscarán el repliegue de sus adversarios político-económicos y en un Estado liberal le da mayor margen de maniobra y capacidad de decisión a los funcionarios públicos debido a que existe mayor competencia en la Hegemonía y exigencias desde la sociedad.

En el Estado autoritario los agentes administrativos y políticos saldrán de las filas del grupo de poder dominante, mientras en el Estado liberal los funcionarios vendrán de cualquier parte de la sociedad y según la influencia sobre los actores políticos y administrativos será la dirección y acción del aparato estatal.

La hegemonía es la alianza clasista de los grupos de poder, es una esfera política-social donde se lucha por la posición máxima de poder político posible, a la cual se le llamará “vacío de poder” (Lefort, 1990), en este espacio se encontrará al grupo burgués dominante, aquél que haya vencido, momentaneamente, a sus rivales. Esto le permitirá tener el mayor dominio posible sobre las instituciones y estructuras políticas y sociales (Poulantzas, 1991: 152-168) y estarán en constante conflicto por la dominación de la dominación.

La hegemonía lo es en tanto está unida y es capaz de desunir a la clase dominada, si la clase dominada se une, ellos tendrían el rol de nueva hegemonía, aunque dentro de los movimientos siempre nace un liderazgo que terminará dominando entre los dominantes y los desciende a dominados nuevamente (Roseberry, 2002).

Otra característica es que la estructura estatal es que no es homogénea, existe una relación directa entre el Estado y la hegemonía, por ello la clase reinante se disputará posiciones y escalafones dentro de la hegemonía para controlar partes de la estructura estatal. Entonces, los grupos de poder dominarán e intervendrán en el Estado referente a su posición referente a otros y la distancia entre el Estado y ellos.

La influencia tiene que ver con las variables de autonomía relativa de los recursos humanos estatales y su posicionamiento dentro de los grupos de poder que se definirán según sus estrategias, tácticas, y recursos humanos y monetarios que ingresen a la lucha por el “vacío de poder”.

Por otro lado, tenemos a la sociedad que es el receptor de las relaciones de poder político, es donde se encuentra la mayoría de los “subordinados”, dentro de ésta podemos hablar de grupos y organizaciones sociales que se aglomeran y piden mediante la estructura estatal ser atendidos, o bien, pueden ser apoyo del centro de poder político y consolidar su fuerza.

Una habla de la sociedad como lucha social y/o participación política activa (Guha, 1997), dos ve a la población como un mero objeto de la política nacionalista o populismo. Así, una reconoce la autonomía de su actuar y el otro niega esa autonomía, y acepta el dominio y dirección de la clase dominante sobre los subalternos.

No existe una línea divisoria tajante y definida, tanto la autonomía de la población por organizarse como la persuasión a organizarse para apoyar a cierta facción política, ambas persisten en un mismo movimiento.

Como lucha social y/o participación política existen una serie de canales institucionales que permiten el diálogo e ingreso de sus demandas en el sistema para que sean atendidas, mientras como movimiento populista son usadas como grupos de choque o presión que apoya a cierta fracción de la clase dominante.

Los movimientos sociales son la punta del icerberg de una serie de intereses bien limitados y definidos de un sector o grupo social. Y la subalternidad se define como contraposición a “los de arriba” que hace referencia a la relación dicotómica de dominantes-dominados, estos tienen la característica de organización y concentración de fuerza con una identidad de clase o grupo bien definida.

La historia también puede ser vista desde esta perspectiva, desde la autonomía que tiene la subalternidad y movimientos sociales para actuar. Generalmente, los procesos históricos son vistos desde las élites, desde como lo cuentan algunos sin ver lo que ha hecho el grueso de la población en esos procesos y se le ha condenado a ser un actor sin conciencia y actuar propio.

La subalternidad son los grupos que han quedado al margen de la historia (Gramsci, 1999) la historia que es contada desde “arriba”, desde la clase dominante que legitima y cuenta según le convenga, creando héroes, personajes e historias; negando todo accionar de un grupo social que actuó en sus límites de autonomía; y legitimando un nuevo sistema de dominación usando a las bases sociales conque lo lograron (Chatterjee, 1997).

Ambas fuerzas son un proceso vivo, o sea que está en constante movimiento se unen, desintegran, coaligan, rechazan, neutralizan, destruyen, dividen, etc (Chatterjee, 1997).

El proceso de depuración, organización y desarrollo de la hegemonía y subalternidad puede ser visto de manera separada pero difícilmente se comprenderá la importancia de cada elemento a luz de su sistema político específico, uno afecta al otro, ambos tienen consecuencias en el otro y existe una correlación de fuerzas que determina hasta cierto punto las actividades y acciones del otro.

El Estado sólo actua como mediador y regulador de intereses y fuerzas de los distintos grupos-actores en la sociedad y siervo de muchos amos porque el Estado es una lucha perpetua de intereses, un conglomerado de grupos que pelean en su beneficio.

Conclusión

La construcción de políticas es un fenómeno complejo donde convergen la materia institucional del Estado, fuerzas centrífugas y centrípetas divididas, y condiciones sociales e históricas. Las acciones finales de la interacción conflictiva y de colaboración son las políticas.

El origen del Estado radica en un grupo de poderosos que controlan y dominan una población, el flujo de autoridad corre de arriba hacia abajo, por lo tanto son imposiciones de unos cuantos sobre muchos. Pero la evolución y sobrevivencia del Estado ha permitido la inclusión de nuevos actores y reforma de la estructura estatal permitiendo la liberalización de la estructura estatal, ¿quiénes imponen o quiénes consensan la imposición, o habrá consenso general?

La democracia es una forma de gobierno para un Estado determinado, es "un medio para manejar las relaciones de poder con el fin de minimizar la dominación" según Ian Shapiro, catedrático de Yale University, en un contexto así es donde tiende la población a tomar decisiones políticas y crear una diversos puntos de negociación y presión.

En la actualidad, tomar en cuenta más actores, competencia entre los mismos, contextos globalizados y nuevas etapas-estados históricos del Estado potencializan la complejidad del estudio de la construcción de políticas.

¿En México cómo se construyen las políticas?

José Angel Ramírez
3 de marzo de 2011

2 ene. 2012

Calendario Electoral 2012


Después de 14 meses, el Congreso de la Unión integró a 3 personajes al Instituto Federal Electoral (IFE) para optimizarlo en 2012, debido a la carga de trabajo que se espera.

Los consejeros electorales son:
  • Sergio García Ramírez, investigador del Instituto de Investigaciones Jurídicas (IIJ) de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), ex Procurador General de la República en el sexenio madridista, experto en derecho penal, procesal, constitucional y crimen organizado, y es militante del Partido Revolucionario Institucional (PRI) de medio siglo.
  • Lorenzo Córdova Vianello, investigador del IIJ de la UNAM, Profesor de la Facultad de Derecho de la UNAM, es Doctor en Teoría Política por la Universidad de Turín, asesor de Andrés Manuel López Obrador, se la ubica con el Partido de la Revolución Democrática (PRD).
  • María Marván Laborde, doctora en Filosofía por The New York School for Social Research, ex Comisionada del Instituto Federal de Acceso a la Información y Protección de Datos (IFAI), se le considera allegada al Partido Acción Nacional (PAN).

A pesar de las posibles tendencias partidistas de los comisionados, tienen una reputación académica e intelectual importante que perder en caso de parcialidad y polémica, por ello se espera un excepcional trabajo.

El memorable IFE presidido por José Woldenberg Karakowsky, entre 1997 y 2003, se asoma como una sombra penetrante y desafiante ante el recien conformado Consejo Electoral, ¿regresará la confianza en la ciudadanía por un órgano mal usado?

El contexto en que se ha desarrollado el IFE, a partir de las controvertible elección presidencial federal de 2006, no ha sido favorable para el órgano, al que se le ha acusado de corrupto y obcecado, teniendo resoluciones a favor de políticos y partidos políticos.

El 2012 será un año importante para los sistemas electoral y político mexicanos, habrá comicios, se disputarán 2122 puestos de representación popular en 15 entidades federativas.

Se elegirán 6 gobernadores (Yucatán, Jalisco, Tabasco, Guanajuato, Morelos y Chiapas), además la jefatura de gobierno del Distrito Federal.

Habrá 15 nuevos Congresos locales, o sea 533 diputados locales se escogerán. Y se seleccionarán 907 nuevas autoridades municipales en 887 ayuntamientos.

Sin duda, la joya de la corona son las elecciones federales de:
  • Diputados de Mayoría Relativa, 300
  • Diputados de Representación Proporcional, 200
  • Senadores de Mayoría Relativa, 64
  • Senadores de Representación Proporcional, 32
  • Senadores de Primera Minoría, 32
  • Presidencia de la República

En total, 629 cargos para conformar el Congreso de la Unión y la Presidencia.

Así, 1 Administración Pública Federal, 6 Administraciones Estatales, y 887 Administraciones municipales se renovarán, en el mejor de los casos, o seguirán por la misma línea dictada en períodos anteriores. El botín político a disputar es enorme y decisivo para la sobrevivencia y dominación de las fuerzas políticas del país.

¿Qué haremos los ciudadanos ante el escenario?

José Angel Ramírez
1 de enero de 2012