1 dic. 2016

El Liderazgo en la Gobernabilidad

En la historia de la humanidad, existe una actividad que es tan vieja como el mismo humano que se desarrolló a la par de la organización social y que ha sido imprescindible para su evolución y transformación entre aquel primate esclavo de sus necesidades fisiológicas a un humano con impresionantes habilidades cognitivas.

El liderazgo es una de las habilidades más escasas en la población y que podría potenciar el impacto de la política en las condiciones de vida de las personas, si un grupo organizado tiene recursos, objetivos, líneas de acción y un liderazgo pueden generar cambios estructurales, tal es el caso de los grupos de poder en la política moderna.

Las personas que han dirigido alguna población han sido muchas pero contrasta con aquellas consideradas capacitadas para hacerlo, y aún más, con los nombrados Estadistas, quienes han mostrado habilidades inusitadas para comprender su tiempo y espacio, generar soluciones entre los recursos que disponen y la creatividad para desarrollar respuestas a problemas de su entorno.

Así, el liderazgo en la política se vuelve fundamental respecto la capacidad para gobernar, ¿qué formación debe tener una persona para gobernar?, ¿qué habilidades son las necesarias para liderar?, ¿se pueden formar gobernantes?, ¿cómo impacta el gobernante en la vida de los congéneres? Existen tres pasajes históricos sobre la relevancia del liderazgo en la política.

  1. En una de las Historias de Herodoto se relata la discusión entre Ótanes, Megabizo y Darío acerca de las formas de gobierno, cada uno defiende una forma de gobierno (Monarquía, Aristocracia y República), y a su vez, cada uno argumenta en contra de las formas en que pueden desembocar, en caso que los gobernantes no sean los adecuados (Tiranía, Oligarquía y Democracia).
  2. En el Medievo, Nicolás Maquiavelo describía al gobernante como la persona con virtud. El humano se debe preparar para asegurar que sea el idóneo para liderar, debe conocer el territorio, la población y las leyes, así como contar con la fortuna de las condiciones para obtener la oportunidad de gobernar.
  3. Durante el Absolutismo, en el Sacro Imperio Romano Germánico se teorizaba acerca de la posibilidad para transferir las habilidades técnicas para gobernar a cualquier persona, para ello se desarrollaron planes de estudio ya que pretendían disminuir el riesgo de ser gobernados por personas sin capacidades, ahí el nacimiento de la Profesionalización de la Administración Pública.

Las lecciones son: a) cualesquiera sistema de gobierno, si el liderazgo no es adecuado las condiciones de vida de la población no le serán favorables; b) si bien debe existir la fortuna, también debe existir el conocimiento para afrontar el reto; c) desde el Absolutismo la preparación de los administradores del Gobierno es relevante, así que debe replantearse su importancia.

El liderazgo impactará en el desempeño de una Administración Pública que se verá reflejado en los resultados de las políticas públicas; en la legitimidad del Gobierno; en la construcción de acuerdos con otros actores relevantes; y en la cimentación de espacios para la deliberación que repercuten en la armonía o estridencia con que se desarrollan los asuntos públicos.

Así, la propiedad fundamental del liderazgo político, se traduce en el campo político como la habilidad de ejercer el poder a pesar de la existencia de contingencias dentro del territorio, problemáticas con los gobernados y omisiones en el marco jurídico, ya que el liderazgo se traducirá en la confianza, la legitimidad y la credibilidad que otorguen los gobernados.

¿Cómo se traduce la importancia de un líder en el trabajo? Se debe contestar a la pregunta "¿qué hace un líder en un equipo de trabajo?" Coordina esfuerzos para alcanzar metas y objetivos establecidos mediante el establecimiento de tiempos y formas; rompe los paradigmas de la jerarquía y establece un orden informal; y reconoce habilidades para potenciar el desempeño de sus colaboradores.

Quizá, esto podría explicarse en un sentido positivo las carencias que tenemos como país y hacia dónde deberíamos apuntar, pero también puede aclarar el hecho que existan una parte de la población que ofrezca confianza, legitimidad y credibilidad sin limitación.

Si hay algo que resaltar es el hecho que el tema de liderazgo político se ha quedado rezagado en un conjunto de frases optimistas reelaboradas pero sin el reconocimiento y la importancia que debería tener la formación de élites con un sentido ético sobre el servicio público.

@JAngel_Rmz
Nezahualcóyotl, México
30 de Noviembre de 2016